Ver

El paradigma de hacer la rueda nació de la mano de esas historias de abogados que con un solo caso lograron vivir de rentas toda su vida. La rueda significaba pasar de gran caso a gran caso, los cuales podían ser simples sucesiones o divorcios. Eso hacía que los ahorros pagaban los gastos diarios y los problemas de capacidad productiva se resolvían con empleados. En esa época el gran caso financiaba hacia adelante el estudio jurídico.

La proliferación de más profesionales generó que la mayoría de los colegas, al no saber diferenciarse, compitan por el honorario más bajo o sino que ocupen lugares estratégicos para la captación del trabajo rentable. Con lo cual la rueda se transformó en un engranaje con dificultades mensuales diversas que antes no existían.

 Esto genero un problema FINANCIERO, que consiste en no tener el dinero para los pagos inmediatos. A diferencia de los problemas ECONOMICOS que significa que la rentabilidad lograda no es suficiente para  pagar los gastos o que no se justifique tanto esfuerzo por esa ganancia. Los abogados confundieron ambos conceptos y al sentir que no tenían dinero fueron al mercado a conseguir más trabajo y comenzaron a tener otros problemas con su CAPACIDAD PRODUCTIVA. Por resultado, dejaron de ser recomendados y eso generó finalmente que sus casos sean cada vez menos interesantes, lo que conllevó a un espiral descendente de difícil recuperación.

Desde ya que está el otro extremo de tomar todos los asuntos y no hacer un análisis que justifique el esfuerzo confundiendo tener mucho trabajo con promesa de rentabilidad. En ésta situación hay que parar la pelota y analizar profundamente las bases del razonamiento comercial del estudio. Para una situación así, te sugiero buscar un mentor con más años en la profesión para aprender todas las cosas que NO HAY QUE HACER. No podes dejar de ver el Video del Dr. Agustin Quagliarello, “¿Qué debe pasar para que abandones el ejercicio de la profesión independiente?:

El paradigma de hacer la rueda hay que readecuarlo por el siguiente: PRIMERO HAY QUE RESOLVER LOS PROBLEMAS FINANCIEROS Y CON EL RESTO DE LA CAPACIDAD PRODUCTIVA HACER LA DIFERENCIA. Esto lleva a tener que decidir claramente cuáles son los asuntos que vas a elegir para gestionar ésta estrategia. Incluso salir en su búsqueda si al día de hoy no los tenes. Por ejemplo, podrías dedicarte a los amparos de salud para resolver tus problemas financieros –entendiendo que hay cosas que no podes tomar-, y con el resto de tu capacidad productiva generar mayor rentabilidad.

Si ya tenés trabajo, podes comenzar a gestionarlos  y cobrarlos estratégicamente. Debes hacer una proyección de los gastos del año, a sabiendas que luego viene la feria y hasta marzo no va a haber movimiento. Por eso, hay que proyectar la generación de ahorros también. La clasificación de los trabajos elegidos debes incorporarlos en una lista que se dividirá entre URGENTES E IMPORTANTES. Los asuntos que no podes llevar,  renuncias al caso o los delegas. En la búsqueda de sacarte los primeros cuanto antes debes concentrar tus esfuerzos para lograr que la estrategia de los segundos se apodere de tu futuro proyectado. ¿Puede fallar?. Si, claro. En el camino surgirán imprevistos y puede ser que debas cambiar la estrategia pero nunca podes permitir que los sucesos dominen tu agenda.

Te invito a ver el video de CRISTIAN LONGARINI, titulado “TENGO MUCHO TRABAJO PERO NO TANTO DINERO, ¿CÓMO LO RESUELVO?” y COMO GESTINO MEJOR MI TIEMO, en él podrás profundizar estas herramientas vitales para la perdurabilidad de tu despacho.

Dr. HUGO PEREZ MATTIUSSI. Especialista en Management Legal, Director de NUEVALEX.COM. Autor del libro “COMO VIVIR DE LA PROFESIÓN, Ed. Hammurabi.

TENGO MUCHO TRABAJO PERO NO TANTO DINERO ¿Cómo LO RESUELVO? FIN DEL PARADIGMA DE HACER LA RUEDA.

Notas, Notas Destacadas | 0 Comments
Sobre el autor
-